Veras y burlas

Cómic,cine,televisión,literatura y demás coserías

Mi foto
Nombre:

viernes, abril 07, 2006

Tipos Escobarianos (1): El cargador-lector de historietas



Como seguidor de la obra de Escobar, a este lector no le ha pasado inadvertida la repetición sistemática de una serie de personajes-tipo que aparecen continuamente en los más de cuarenta años de carrera del dibujante catalán. Secundarios que no llegaron a concretarse en ninguna forma o nombre que perdurara para la historia del tebeo, pero que no por eso dejan de ser acompañantes “fijos” de los protagonistas de la obra escobariana. Con esta entrada, pretendemos iniciar una subserie dentro del blog en la que se reseñarán algunos de estos tipos (perdonen los lectores si un servidor no es tan sistemático a la hora de hacer perdurar esta subserie como lo fue Don José a la hora de consolidar las constantes de su obra).

Empezaremos hablando del tipo escobariano que más me ha llamado la atención desde mi más tierna infancia: el cargador-lector de historietas. Las calles de la ciudad en la que habitan sus personajes (Barcelona, la nuestra, todas o ninguna) están plagadas de obreros, mozos, mancebos de botica, etc., que suelen ir transportando algún objeto pesado, bien cargándolo con un solo brazo, bien equilibrándolo sobre la cabeza. Pero la particularidad que presenta este tipo de personaje secundario es que en muchas ocasiones va leyendo historietas ¿Los motivos? Apuntamos algunas hipótesis.

La primera es más superficial y pragmática, pues está relacionada con la función que dichos individuos desempeñan en las historietas de Escobar. Normalmente, los protagonistas del autor suelen aprovecharse de estos cargadores para conseguir alguno de los objetivos que se proponen. Para ello, no dudarán en montarse sobre el objeto cargado, meterse dentro de él (si es, por ejemplo, una tubería), atarlo con un lazo, utilizarlo para acceder a un lugar más alto, etc. Para que estas situaciones resulten mínimamente creíbles, es necesario que el honrado transportista no se percate de lo que pasa a su alrededor. Hay, por tanto, que aislarlo del mundo, evadirlo para que los protagonistas de Escobar puedan “cometer” sus fechorías. Lo que para otros sería un “problema argumental” de difícil y chapucera resolución, para Escobar se convierte en una fórmula recurrente: el transportista o cargador ha de ser un lector de tebeos. Es más, tiene que disfrutar de los tebeos, como en las viñetas que adjuntamos.

La segunda explicación, aunque más romántica, no es menos verdadera. En este personaje-tipo, como en tantos otros, se respira el profundo amor a los tebeos de José Escobar, ese hombre enamorado de su profesión, de sus personajes, de sus compañeros (no tiene reparo en nombrar personajes ajenos), de la historieta. El autor, generoso con estos secundarios ocasionales, les otorga el privilegio de disfrutar de su efímera existencia con un tebeo en las manos. Los cargadores de Escobar leen historietas porque sin ellas la carga que llevan sobre los hombros se haría aún más pesada. Igual que nos ocurre a nosotros, sus lectores, igual que debió ocurrirle al pequeño Escobar, que fue mancebo de botica en su niñez, y que seguramente también cumplía los encargos de sus jefes con un tebeo en las manos.

En el fondo, todos somos como el gordito de la viñeta de Carpanta, el que está comentando en voz alta lo que lee: una historieta cuyo argumento coincide con su propia vida. Esto, además de ser un interesante ejercicio metaliterario (o metatebeístico, si quieren), es un jocoso recurso narrativo y un interesante juego del “espejo infinito”. Quién sabe si nosotros, que nos reímos con ese gordito que lee la historieta de su vida, no estamos leyendo también la de la nuestra, y siendo leídos, a su vez, por otro ufano devorador de historietas.

Pero no nos pongamos tan trascendentes. Esto suena más a Borges o a Cortázar que a Escobar. No nos excedamos.El maestro catalán hacía tebeos con una intención primordial: que sus historietas nos ayudaran a llevar las cargas cotidianas casi sin darnos cuenta mientras paseamos con destino indefinido por la gran ciudad.

14 Comments:

Blogger Los Burgomaestres said...

También pudiera ser un recurso que Escobar ha tomado del cine mudo. Ah, admirado don Chespiro no le hemos respondido a lo que nos preguntaba en los comentarios del post anterior, porque de verdad nos pone tan tristes y melancólicos esa película, que el volver a pasar... ¡buaaa..., buaa...!

10:22 a. m.  
Blogger Chespiro said...

Jajaja, bueno, para paliar la melancolía aquí tienen a Escobar.
Es curioso, me considero un buen aficionado del cine mudo, pero no asocio ahora mismo este recurso con él.
Parándome a pensar,la verdad es que la figura del "cargador-obrero" puede encontrarse en algunos cortos de Chaplin o Keaton (como algo muy secundario), pero Escobar le da otra funcionalidad.
Y lo mejor de todo...Escobar le da un tebeo ¡Qué grande, qué grande!

11:33 a. m.  
Anonymous choko said...

Yo creo que un buen post es el que coje un tema que crees que conoces y te acaba haciendo decir: "¡Es verdad! ¡Es verdad!"
Conmigo desde luego lo has conseguido Chespiro, nunca se me hubiera ocurrido hacer un articulo así.
Sobre lo del cine mudo, se me ocurre que había un corto de Chaplin en el que hace de cargador (no recuerdo el título)Laurel y Hardy cogen el tema en varios, siendo el más famoso "Haciendo de las suyas" que llegó a ganar un Oscar, y el corto de Keaton "Policias" empieza con una mudanza
¿Aparecerán los Plomez en esta retahila de posts que nos prometes?
(Di que sí, di que sí, venga no seas cobarde, síiiiiiiiiiiiiiii)

3:16 a. m.  
Anonymous choko said...

He buscado en un libro, el corto de Chaplin, en el que tira de un carro como si fuera un caballo, es "Charlot trabajando de papelista".
En "Busy Bodies" Laurel y Hardy tienen un problema con un tipo que lleva una tabla, como no le vemos la cara, no sabemos si lee un tebeo; pero debería :O)

3:20 a. m.  
Blogger maginelmago said...

Estos personajes son primos hermanos de los que saben que están apareciendo en una historieta de Zipi y Zape.

Un diálogo hipotético sería:

-¿Saldré en la historieta?

-Sí, si Escobar quiere.

-Qué emocionante. Lo que voy a fardar ante mis amistades.

5:45 a. m.  
Blogger Chespiro said...

Ciertamente, Magín. No había pensado en ese tipo de personaje secundario, pero es verdad, es muy escobariano.
En cuanto a Choko, lo que los Burgomaestres me apuntaban, queda concretado con lo que dices.
¿Cómo no he podido caer antes?
Los ejemplos de Charlot y Keaton son buenos, sí, pero el del Gordo y el Flaco es paradigmático...¡Si precisamente en algunas de sus mejores cintas son cargadores!
Despistado que anda uno.
Ante tu petición tan "Chespirítica", Choko, no puedo negarme a hablar de los Plomez, aunque esa familia no irá incluida en esta subserie.
Se merece un tema para ella solita.

8:26 a. m.  
Blogger choko said...

Chespiro te aviso que ya tengo un blog propio, me encantaría que te pasaras por allí...
Soy choko, como soy nuevo no sé si saldrá mi nombre u otro (jo macho qué cacao):O)

2:49 p. m.  
Blogger Chespiro said...

Choko, queda usted visitado, sinceramete felicitado, agregado como link y recomendado.

12:17 a. m.  
Blogger choko said...

Muchas gracias Chespiro, pásate cuando quieras, es tu casa...
Por otra parte yo voy a estar rondando por aquí, no te vas a librar de mí tan fácilmente ;O)

6:36 a. m.  
Blogger Chespiro said...

Jeje, Amén.

12:16 a. m.  
Blogger maginelmago said...

Ahora que sale lo del Gordo y el Flaco, el otro día tuve la desgracia de ver "Locos del aire"... la peli es aburridilla... pero el doblaje me puso de los nervios. La voz del Gordo era ESA VOZ... inmisericordemente monocorde... que está destruyendo montones de doblajes. Horror y pavor.

12:25 p. m.  
Blogger Chespiro said...

Pues a mí esa peli me gusta. Es "lenta", como tantas otras de la pareja. Y no sé por qué es una de las más comercializadas.

10:45 a. m.  
Blogger choko said...

¡Odio el nuevo doblaje de Oliver Hardy!...
"Locos del aire" es la primera película que Laurel y Hardy harían fuera de los estudios de Hal Roach, y aunque no es tan mala como otras que llegarán, para mí marca el comienzo del fin de la gran pareja...

2:42 a. m.  
Blogger Chespiro said...

Todo el mundo la critica bastante, pero a mí me gusta.
Tengo entendido que la pareja de actores no quedó para nada satisfecha.

11:17 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home